¡Ya nos encantaban! Pero estamos en tiempos en los que las bodas íntimas se han vuelto la tendencia favorita. Por ello, hoy os transportamos a la preciosa boda íntima de Caroline y Filippo, ¡a disfrutarla!

SU HISTORIA

Todo empezó cuando, Carolina y Fil, nuestros protagonistas, después de 6 años trabajando juntos, decidieron entablar una conversación al azar sobre algo que tenían en común: el fitness, en la sala de descanso. Nunca se habían dirigido la palabra, aunque sí las miradas, pero ese día, simplemente surgió, ¡cosas de la vida! Aquella fue la primera de tantas conversaciones que tendrían después.

Llegó un momento en que Fil iba todos los días a casa de Caroline y, justo el día antes de que Fil se fuera a Europa seis semanas, ella lo besó.

Por supuesto, el día que Fil volvió ella estaba en la puerta de su casa esperándolo.

 

EL DÍA DEL “SÍ, QUIERO”

Una vez, en una de tantas conversaciones, Caroline le dijo a Fil: “¡A una chica le encanta una buena manicura! Si alguna vez me vas a proponer matrimonio, primero debes asegurarte de que tengo las uñas arregladas”. 

Fil tomó nota y, un día, sin darse cuenta de la conexión, Caroline fue, invitada por su hermana, a arreglarse las uñas, mientras Fil estaba trabajando. Cuando llegó a casa, sin pensar en nada, el garaje no abría, por lo que tuvo que usar la entrada principal. Al abrir la puerta de casa se topó con un rastro de velas que conducían al salón, donde, en medio de un círculo de velas, estaba Filip de pie y vestido de traje, ¡y le hizo la gran pregunta! A la que ella, por supuesto, respondió “Sí, quiero”.

 

EL VESTIDO

Caroline encontró el vestido de sus sueños mientras veía la serie de televisión “Casada a primera vista”, para ella fue ¡amor a primera vista!. Tras una breve búsqueda, encontró al diseñador, Q´nique de Pearl Bridal. Sin dudarlo, se arriesgó a pagar el depósito del vestido antes de asistir a la prueba. Para la prueba del vestido tuvieron que volar hasta Gold Coast, a más de 1300 kilómetros de Melbourne, ¡afortunadamente el vestido era perfecto! 

Unas semanas después de la prueba se lo enviaron a Melbourne.

 

EL RAMO

EL LUGAR Y EL ESTILO

Ambos estaban de acuerdo en que sería un estilo clásico, francés o italiano.

Años atrás, gracias a uno de sus pequeños hobbies, las visitas a sitios patrimoniales y mansiones, Caroline y Fil habían visitado la Mansión “Labassa”, mansión victoriana del año 1890, en Melbourne, y les había encantado. Pero, antes de pensar en ella, reservaron otro lugar.

Querían que su boda fuera pequeña e íntima, no más de treinta invitados, y el sitio que habían elegido no les terminaba de cuadrar con sus necesidades, por lo que, finalmente, cambiaron de opinión y decidieron celebrar su gran día en la Mansión que tanto les había gustado años atrás, la Mansión “Labassa”.

Los colores claros y crudos de la flores y el vestido que habían elegido para las damas de honor se combinaban a la perfección con todo el tema.

EL GRAN DÍA

¡Tuvieron mucha suerte! Fue un espectacular día soleado, unos 28 grados, en el que la empresa de catering, Libby Reid, viendo el día que hacía, colocó la barra en el porche delantero para recibir a todos los invitados en el exterior con bebidas y una magnífica vista de la mansión.

El novio y la novia llegaron al mismo tiempo en dos impresionantes Jaguar MKII negros, estacionando los dos clásicos uno en frente del otro para las fotos.

BANDA SONORA

  • Entrada por el pasillo: “A thousand years” de Christina Perri
  • Primer beso después del “sí, quiero”: “Perfect” de Ed Sheeran y Beyoncé
  • Baile: No hubo baile

 

MOMENTO FAVORITO

Para Caroline, su momento favorito fue el caminar del brazo de su padre hacia el altar.

CONSEJOS DE NUESTRA PAREJA

  • Para futur@s novi@s:

¡Planificar con anticipación! Escribid vuestro presupuesto y si vuestra familia os quiere dar regalos, pedidles directamente que os paguen las flores, el catering, el DJ, … ¡Así reducís el presupuesto!

También es importante descansar bien la semana de antes, ya que la noche anterior suele ser una noche de muchos nervios, en la que se duerme poco.

Y, chicas, concentraros en vuestro pelo, vuestro maquillaje y vuestra vestimenta. Igualmente, no viene mal tener un espejo delante para los últimos retoques antes de salir.

  • Para mantener una relación sólida:

Además de ser honestos el uno con el otro, siempre hay que intentar tomar la decisiones juntos y dedicarse tiempo el uno al otro. Por otro lado, ¡hay que conocerse! Conocer los gustos y disgustos del otro y mantenerse alejados de la negatividad y de las personas pesimistas. Ser optimistas juntos, incluso cuando las cosas no vayan tan bien. Buena comunicación y ayudarse el uno al otro, ¡esas son las claves!

 

@SophiaRussell

07/06/2020

RELATED POSTS

Escribe un comentario